domingo, 27 de abril de 2014

San Juan XXIII fue el “Papa de la docilidad al Espíritu” Santo, recuerda el Papa Francisco


VATICANO, 27 Abr. 14 / 05:15 am (ACI).- El Papa Francisco recordó el histórico aporte de San Juan XXIII a la Iglesia por haber convocado el Concilio Vaticano II y lo llamó el “Papa de la docilidad al Espíritu” en la homilía que pronunció hoy durante la Misa en la que lo canonizó junto a San Juan Pablo II.

“En la convocatoria del Concilio, San Juan XXIII demostró una delicada docilidad al Espíritu Santo, se dejó conducir y fue para la Iglesia un pastor, un guía-guiado. Éste fue su gran servicio a la Iglesia; fue el Papa de la docilidad al Espíritu”, afirmó el Papa Francisco.

El Pontífice recordó que los nuevos santos fueron “dos hombres contemplativos de las llagas de Cristo y testigos de su misericordia” en quienes había “‘una esperanza viva’, junto a un ‘gozo inefable y radiante’”

Para el Papa Francisco la esperanza y alegría que “se respiraban en la primera comunidad de los creyentes” donde se vivía “la esencia del Evangelio, esto es, el amor, la misericordia, con simplicidad y fraternidad”, “es la imagen de la Iglesia que el Concilio Vaticano II tuvo ante sí”. “Juan XXIII y Juan Pablo II colaboraron con el Espíritu Santo para restaurar y actualizar la Iglesia según su fisonomía originaria, la fisonomía que le dieron los santos a lo largo de los siglos”, agregó. 

“No olvidemos que son precisamente los santos quienes llevan adelante y hacen crecer la Iglesia”, dijo el Papa. 

“Que estos dos nuevos santos pastores del Pueblo de Dios intercedan por la Iglesia, para que, durante estos dos años de camino sinodal, sea dócil al Espíritu Santo en el servicio pastoral a la familia. Que ambos nos enseñen a no escandalizarnos de las llagas de Cristo, a adentrarnos en el misterio de la misericordia divina que siempre espera, siempre perdona, porque siempre ama”. concluyó.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario